lunes, 6 de febrero de 2012

Canto marino

En un paisaje donde todos
se levantan para interpretar
cosas divinas, se suprimen de pronto
todos los colores y todos los sonidos
y lo que entonces se siente no es
ni negro ni blanco, ni duro ni blando,
es lo que no debe estar al fin se aleja.
Publicar un comentario