martes, 26 de julio de 2016

Amanece y agradezo

Después de la desolación y los momentos
de angustia repetidos en un ciclo que se instala
para responder a un dolor ciertamente tremendo,
el nuevo amanecer, los pájaros celebrándolo,
el sol en el comienzo de su recorrido,
la montañas atrás dorándose con su pulso,
el completo estar donde uno puede estar,
y más que nada el agradecimiento.
La fuente de todo bienestar.

Amanece y agradezco.
Publicar un comentario